Desarrollo de bebés: 10 meses

Desarrollo de bebés 10 mesesEn esta etapa de la vida del peque es importantísimo jugar con él: estos juegos le permitirán evolucionar a un ritmo adecuado. Es un mes muy bonito, en el que el bebé continuará sorprendiéndote cada día. Durante este mes su desarrollo psicológico se acelerará al igual que lo hará el desarrollo psicomotor. El niño ya tiene fuerza en sus manos y piernas, por lo que no será raro verle tratar de levantarse en su cuna o en su parque, cogido a los barrotes. Estos pesados esfuerzos le harán pasar largas noches de descanso. ¡Y a vosotros descansar!
Las siestas deben persistir, aunque cada vez se acortarán un poco más. Una pequeña siesta por la mañana y otra a primera hora de la tarde serán esenciales para su desarrollo cerebral. El sueño permite recargar todas las baterías de su cuerpo. Antes hemos dicho que tendrá largas noches de sueño: aproximadamente unas diez horas.
En esta época comienza a observar todos los detalles de todos los objetos y juguetes que tiene entre las manos. ¡Está descubriéndolos a fondo! Podrás verlo toquitear, hundir sus dedos en él,… Está muy cariñoso con todos, por lo que seguramente lanzará besitos, dirá “adiós” con las manos e imitará a la gente de su alrededor. Esto atraerá la atención de los adultos y esto gustará al pequeño: se sentirá el centro del mundo que le rodea.
En este mes puede que los niños más avanzados comiencen a gatear. Otros seguirán avanzando con sus antebrazos nada más, aunque moviendo un poco más las piernas. Respecto a la posición sentada: cada vez está más seguro en ella. Ya consigue mantener su pequeña espalda recta y algunos bebés incluso serán capaces de levantarse desde una posición tumbada boca arriba a la posición de sentado. También es capaz de mantenerse de pie sin esfuerzo con la ayuda de algo a lo que agarrase. Aún no es capaz de levantarse por su propio pie, pero lo intentará. Poco a poco avanzará, conseguirá levantarse el sólo y cualquier día llegarás a la cuna y allí estará, de pie y sonriente.
El pequeño también comienza a parlotear con papá y mamá. Aún no entenderás nada de lo que te diga, pero el peque ya empieza a comprender el sentido de las palabras que oye y dice. Respecto a las luces, el pequeño sentirá mucha atracción por las sombras que se mueven y que no puede coger. Si todavía no has jugado con él con las luces y sombras, no tardes en hacerlo. Él lo pasará genial y tú te reirás muchísimo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *